“El mármol nunca muere”

El mármol es una piedra de origen calizo, cuyo componente principal es el carbonato de calcio. Se forma a través de un largo proceso geológico que lo hace muy compacto. Las impurezas retenidas dentro de la masa caliza, producen los veteados que observamos o salpicaduras coloreadas entrelazadas. Es un material de  probada resistencia y durabilidad. Cuando estas salpicaduras o vetas tienen un aspecto agradable a la vista siempre hacen de la piedra un excelente material de escultura y para recubrimientos decorativos.

BAÑOS EN MÁRMOL

Los cuartos de baño con marmol dan la posibilidad de emplearlo de varias maneras. Fundamentalmente para encimeras, paredes y suelos. En cualquiera de estas aplicaciones el resultado es un baño atractivo y sin dudas lujoso. Esta es una de sus principales ventajas si decidimos remodelar los cuartos de baño con marmol. Para superficies de brillo tan de moda hoy en día es también ideal. La variante pulida refleja la luz como ningún otro material y visualmente su textura es muy suave. Las posibilidades de diseño son inmensas y podemos encontrar una gran disponibilidad de diseños en el mercado.

VALORES DEL MÁRMOL

  1. Amplia gama de colores es muy variada desde gris, blanco o negro, entre muchos otros.  Por lo general no son iguales y cada una tiene un veteado de formas únicas que los hacen muy especiales. En el inicio mencionábamos su durabilidad y es sin duda otro de sus puntos fuertes. Con los cuidados adecuados puede durar muchos años. Los cuartos de baño con marmol en componentes como los azulejos son muy duraderos. Las baldosas por su parte son increíblemente resistentes contra impactos.
  2. Atemporalidad. En el suelo del baño o cualquier espacio siempre crea una bella imagen atemporal. Lo especial en esta piedra es el propio reflejo de lo natural. Con una disposición tan amplia de tipos es casi imposible no crear un espacio a nuestra medida. Tanto en estructura y el color esta opción de cuartos de baño con mármol se diferenciarán de las demás. Las vetas y las tonalidades resultan prácticamente irrepetibles.
  3. Colores que triunfan. El caso del mármol blanco es uno de los más especiales. Para la construcción de baños y aplicarlo en diferentes zonas hay una clasificación muy diversa. En el suelo luce perfecto con sus vetas grises. Justo este balance de blanco y gris es lo que lo hace ideal para un bello diseño clásico. Si se desea crear un ambiente cálido en el cuarto de baño hay una tonalidad que funciona mejor. Se trata de los mármoles crema, una solución que además de crear una imagen acogedora ayuda a que se aproveche mejor la luz. Los negros tienen una gran cantidad de aplicaciones. Su efecto con la luz es muy bello para las fachadas, así como en encimeras. Para encimeras de cocinas o el baño se convierte en el punto visual de impacto por excelencia.

COLECCIÓN MUST (VER) >  En esta colección el mármol y porcelánico se aplica en encimeras, copetes y existe la posibilidad de recubrir partes del mueble en versiones personalizadas. Existe la posibilidad de elegir entre los mármoles Marrón Emperador, Arabescatto y Gris sereno.

COLECCIÓN ÁTICA (VER) > En la colección ÁTICA el mármol es, sin duda, el protagonista. Encimeras preparadas para albergar no sólo los lavabos sino también zonas intermedias que sirven para ordenar objetos y cajones con interiores en madera. Perfecta combinación de materias nobles.

MÁRMOLES PARA BAÑO

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *